Cómo alimentar tus defensas

Cómo alimentar tus defensas

Cómo alimentar tus defensas. Estamos en un periodo de cambio y de adaptación y es que, el mes de septiembre nos trae muchas novedades positivas en relación con los nuevos proyectos, ilusiones y deseos que seguro que se concretan a lo largo del nuevo ciclo. Pero por supuesto, la alimentación también sufre variaciones en otoño respecto al verano.

Sencillamente, porque en vacaciones, las personas tienen los horarios mucho menos marcados que durante el resto del año cuando hay que acudir al trabajo y los niños deben adaptarse a las horas lectivas. Es decir, para cuidar tu alimentación también debes ser regular con las horas de la comida, el desayuno, la merienda y la cena. Evidentemente, puedes ser más flexible y relajarte durante el fin de semana.

También debes de ser regular con los horarios de sueño, en relación con la hora en la que te levantas y te acuestas ya que así también crearás un hábito. Pues bien, en relación con la alimentación, hoy me gustaría centrarme en una cuestión: ¿Cómo puedes alimentar tus defensas? El artículo está escrito en base a la información aportada en la sección de Vida Sana de la revista Supertele número 1016. Pues bien, aquí tienes los elementos necesarios en una dieta perfecta para tu organismo:

1) El aceite de oliva es uno de los ingredientes que nunca debe de faltar en la dieta Mediterránea. Pues bien, el aceite es muy bueno para combatir en la medida de lo posible las enfermedades autoinmunes o inflamatorias. Esta relación causa-efecto se debe a que el aceite de oliva contiene ácidos grasos.

2)Por otro lado, los pescados y los mariscos tan típicos de la Navidad y de algunas zonas como Galicia, son muy buenos para evitar las infecciones.

3) Del mismo modo, las legumbres que contienen magnesio te ayudan a fortalecer tu sistema inmunológico.

4) La miel además de muy rica para poder disfrutar con pan, también es antibacteriana.

5) Por otra parte, la cebolla que suele ser el complemento de una ensalada, es antioxidante.

6) El ajo es un antimucolítico natural.

En definitiva, con estos sencillos consejos seguro que te es más fácil cuidar tu alimentación.

Imagen: El blog de nosotras

Republished by Blog Post Promoter